¿Qué es la Laparoscopia?

La cirugía laparoscópica consiste en hacer cirugías y procedimientos diagnósticos sin realizar la clásica incisión amplia sobre la piel del paciente para permitir al cirujano introducir sus manos o sus instrumentos en el abdomen. En la laparoscopia se realiza una pequeña incisión de 1 a 2 cms. a través de la cual se introduce una cámara de video especial de 10 mm de ancho, y esta es conectada a un monitor de televisión donde el cirujano puede ver la imagen de dentro de la cavidad del paciente, y con otras 3 o 4 incisiones igual de pequeñas se introducen ciertos instrumentos especiales que permiten realizar la operación sin abrir propiamente al enfermo.

 

¿ Cómo se opera sin abrir a la persona?

Primeramente, el paciente es llevado a quirófano cómo cualquier cirugía y es anestesiado. A través de una aguja especial, llamada aguja de Veress, se introduce una cierta cantidad de gas (dióxido de carbono)en la cavidad abdominal del paciente, para así separar las vísceras de la pared abdominal y crear un espacio para operar. Luego se realiza una incisión de 1 a 2 cms sobre el ombligo y por allí se introduce un dispositivo especial llamado trócar, que a manera de túnel permite introducir los instrumentos para operar y con una válvula evita que el aire que insuflamos se escape. Una cámara de video alargada de 10mm de diámetro es introducida a través del trócar y esta es conectada a un monitor de televisión donde el cirujano puede ver toda la cavidad abdominal por dentro. Seguidamente se realizan otras pequeñas incisiones para colocar, bajo visión directa, los trócares restantes y a través de los cuales se introducirán los instrumentos para realizar la cirugía. El médico realiza la operación guiándose por el monitor.

 

¿Cómo se ve?

Los enormes adelantos en la tecnología del video y las cámaras, principalmente con el advenimiento de la imagen digital, ha permitido que su aplicación a la laparoscopia ofrezca un enorme beneficio. La imagen obtenida es nítida, magnificada y ampliada, lo que permite que el cirujano vea los órganos mucho más grandes y más de cerca, otorgándole una precisión mayor y facilitando la visualización de los detalles para garantizar una cirugía más meticulosa.

 

¿Cuales son sus beneficios?

Realmente son muchos y esto ha hecho que se aplique cada vez en más centros y en más procedimientos. La cirugía Laparoscópica evita realizar grandes heridas sobre el abdomen del paciente; esto permite obtener varias ventajas:

 

Menor dolor post-operatorio al seccionar menor superficie de piel y tejidos, y por consiguiente menor número de nervios receptores del dolor son lesionados.

Menor tiempo de hospitalización; al tener menos dolor el paciente se recupera más rápido, se levanta de la cama más rápido, comienza a caminar más pronto, inicia la alimentación después de la operación más precozmente, la necesidad de analgésicos o calmantes del dolor administrados por la vena es mucho menor; y todo esto hace que el paciente egrese para su casa más rápidamente.

Menor tasa de complicaciones post-operatorias; al provocar menos dolor y permitir una mejoría más rápida, la posibilidad de presentarse complicaciones producto de que el paciente esta acostado mucho tiempo disminuyen, como lo son la Trombosis venosa, el tromboembolismo, la neumonía, el ileo post-operatorio, etc. Igualmente, el hecho de no realizar incisiones clásicas disminuye francamente la posibilidad de infecciones de la herida operatoria y de la formación de hernias incisionales llamadas evisceraciones y eventraciones.

Menor período de convalecencia; al tener menos dolor el paciente se recupera más pronto y puede reincorporarse a su trabajo y a su rutina diaria en tiempo record.

Menor pérdida de sangre; la excelente visualización hace esta cirugía más delicada, permitiendo identificar los vasos (arterias o venas) que pudiesen sangrar y así realizar las maniobras necesarias para evitar sangrado. Igualmente el hecho de introducir aire en la cavidad, crea cierta presión que disminuye la posibilidad de que pequeños vasos lesionados sangren.

Menor número de transfusiones; al conjugar elementos que disminuyen la pérdida de sangre durante la cirugía, por consiguiente las transfusiones también serán menos frecuentes, reduciendo así los riesgos transfusionales.

Mayor precisión; al obtenerse una visualización ampliada el cirujano puede ver más claramente cada una de las estructuras que está abordando, y además con movimientos de la cámara puede acercarse a los tejidos que desee para amplificarmás aún la imagen.

 

¿Cuales son sus desventajas?

Inicialmente se encontró que la cirugía laparoscópica era más costosa, porque necesita de equipos e instrumental especial de precios elevados. Igualmente la cirugía laparoscópica hace un poco más prolongada la intervención, lo que en la medicina privada se traduce a que el paciente pase más tiempo en el quirófano y resulte más elevado el costo. Sin embargo, esto se ha modificado sustancialmente pues existen importantes avancesque han disminuido los costos hospitalarias, siendo actualmente igual o mas económica una cirugía por laparoscopica que una cirugía convencional. En la medida que la cirugía es más eficiente, se puede implementar más universalmente, lo lleva a crear estructuras de costos que resulten más económicas.

 

¿Qué se opera por laparoscopia en Urología?

Se ha podido realizar casi todos los procedimientos quirúrgicos urológicos por laparoscopia. Se emplea para la extracción renal y de la próstata por tumores malignos, para resección de quistes renales, extracción de cálculos urinarios, tratamiento de enfermedades benignas del riñón, resección de la próstata por hiperplasia prostática benigna, tratamiento de testículo no descendido(orquidopexia), reimplantes ureterales, Cura de incontinencia urinaria, corrección de fístulas vesico-vaginales, tratamiento de estenosis pieloureterales (pieloplastias), linfadenectomías, cistectomías parciales,etc.

 

Prostatectomía Radical Laparoscópica.

Introducción

El creciente interés por la cirugía laparoscópica en las distintas especialidades quirúrgicas ha sido vertiginoso y el área urológica no ha escapado a este movimiento. En sus inicios el desarrollo de las técnicas laparoscópicas en urología estuvo limitado, perosucesivamente varios procedimientos urológicos han demostrado de manera clara su superioridad al realizarse de forma laparoscópica.

 

¿Cómo se llegó de la cirugía convencional de próstata a la laparoscópica?

La extirpación total de la próstata (Prostatectomía Radical) es considerada como un procedimiento efectivo en el tratamiento del cáncer de próstata (CaP) en etapas iniciales de la enfermedad. La Primera Prostatectomía Radical fue realizada en 1904. Posteriormente en 1947, Millin perfeccionó la técnica y en 1977 Walsh aportó importantes aspectos anatómicos, que permitieron mejorar los resultados de esta cirugía. La experiencia creciente de los urólogos con esta técnica ha reducido las complicaciones y sus resultados son beneficiosos.

<>La primera cirugía de Próstata de forma Laparoscópica (Prostatectomía Radical Laparoscópica) fue realizada por Schuessler en 1992, pero no fue hasta 1999 cuando Guillonneau y Vallancien, en Francia, demostraron que la técnica es segura, factible, reproducible, posible de aprender y ofrece una alternativa quirúrgica que reduce las complicaciones del paciente. Sin embargo, requiere de un aprendizaje largo. Esto despertó el interés en la cirugía laparoscópica de la próstata y se empezó a desarrollar en otros centros de distintos países (Alemania, Bélgica, Estados Unidos, Brasil, Argentina, Chile y Venezuela, etc.)

 

¿Cuales son los resultados de la Prostatectomía Laparoscópica?

Para evaluar los resultados de una técnica en el tratamiento del cáncer actualmente se deben comparar en cuatro renglones: Efectividad,Ecuanimidad, Eficacia y Economía.

 

Efectividad :

La efectividad viene determinada por los logros obtenidos con el procedimiento en el tratamiento y el control del cáncer, y los resultados actuales son semejantes o incluso mejores que en la cirugía convencional.

 

Ecuanimidad :

La Prostatectomía Radical Laparoscópica presenta importantes ventajas respecto a la cirugía clásica en cuanto a pérdida sanguínea, tasa de transfusiones y dolor post-operatorio. Grupos especializados han reportado que la pérdida de sangre en laparoscopia es mucho menor y la tasa de transfusiónes muy baja de 0 a 5%.

El tiempo que el paciente permanece hospitalizado o lo que llamamos la estadía hospitalaria para los pacientes sometidos a este tipo de cirugía es corto con promedios de 2 a 3 días. El tiempo de recuperación para la actividad diaria también es más breve comparada con la cirugía abierta (30 días vs. 45 días para recuperarse totalmente).

Las estadísticas de las complicaciones reportadas posteriores a la cirugía laparoscópica también son bajas. Los grupos más especializados en esta cirugía han reportado una tasa de complicaciones de 17,1%, con un 3,7% de ellas consideradas mayores y 14,6% menores.

El tiempo con el cual el paciente debe llevar la sonda colocada luego de la operación o lo que llamamos permanencia de la sonda es más corto que en cirugía abierta (entre 3 y 7 días vs. 10 a 15 días)

Los resultados de continencia en prostatectomía radical laparoscópica son similares a la cirugía abierta, pero algunos autores sostienen que la continencia nocturna se regulariza más precozmente. Y con respecto a la potencia también se han obtenidos resultados similares y hasta superiores que la cirugía convencional.

 

Eficiencia :

El tiempo que dura la cirugía depende fundamentalmente del nivel de experiencia del cirujano. Progresivamente la Prostatectomía Radical Laparoscópica se ha ido realizando en tiempos operatorios cada vez menores. Inicialmente los urólogos demoraban hasta 8 horas en realizar la cirugía, pero actualmentese logran tiempos de cirugía inferiores a las tres horas.

 

Economía :

Entre las desventajas de la laparoscopia se consideraba el factor económico como algo relevante, debido al uso de equipos especiales, materiales descartables y a un mayor tiempo de cirugía. Sin embargo, todo esto se ha sido modificando progresivamente haciendo que los costos finales sean comparables a la cirugía convencional.

 

Fuente: http://www.urologialaparoscopica.net

 

Para contactarse con el Dr. MARCELO FEATHERSTON pedir consulta a su Secretaria  desde Arg. (0221) 15 354 6345 - Ext. +54 9 221 354 6345